Para este 2022 tu número es el:

Número 8

El octavo año, representa uno de abundancia, dentro del ciclo de nueve años. Finalmente podemos ver los resultados de aquello en lo que hemos trabajado tan duro durante los últimos siete años. El año pasado vino a hacernos trabajar mucho en nuestro crecimiento interno y amplió nuestro conocimiento. Ahora es el momento de aplicar esos conocimientos y herramientas, de ponerlxs en práctica.

El 8 es la energía de abundancia y sanación. Es un año en el que se pueden abrir grandes oportunidades ante nosotros, trayendo abundante expansión en nuestros proyectos, negocios y asuntos. La energía es muy activa y puede salirse de control, por lo que es importante administrar nuestros horarios y recursos de manera inteligente. Cuidado con los gastos impulsivos.

El 8 nos llama a asumir nuestro poder personal y conectarnos con nuestra capacidad de generar abundancia. Viene a sanar nuestra relación con la abundancia en general. Una clave para activar la abundancia del 8 es involucrarnos: poner las manos a la obra y hacer uso de nuestros talentos es fundamental. No es suficiente delegar este año; debemos ser nosotrxs quienes hacemos el trabajo porque somos nosotrxs lxs que llevamos este número. El 8 nos dice: “asume mayores responsabilidades y tendrás mayores beneficios”.

Este también es un año que nos llama a revisar nuestra salud física y emocional. Podemos sentir un gran poder interior y la confianza en nosotrxs mismxs para tomar el mando de nuestras propias vidas y decisiones. También es una energía que nos pide que pongamos límites a los demás y cuánto de nuestro poder personal estamos regalando. ¡Es hora de empoderarnos y expandirnos! El 8 es un gran año para los negocios. Podemos sentir el deseo de participar en muchos proyectos. Buen momento para enfocarnos en mejorar nuestras finanzas. Realmente puede ser uno de los años más prósperos del ciclo. Es importante compartir esta buena fortuna y abundancia con los demás, ya que nuestra generosidad volverá a nosotros multiplicada. Observa la forma del 8: lo que va, regresa. ¡Este es un año de triunfos! Tiempo de cosechar los beneficios del trabajo duro y disfrutar de los resultados.